El tricampeón del mundo Max Verstappen se aseguró este miércoles de que todo siguiera como siempre, a pesar de la incertidumbre que rodea a su jefe de equipo en Red Bull, Christian Horner, al liderar los entrenamientos de pretemporada de la Fórmula Uno en Bahrein.

El piloto neerlandés de 26 años, ganador de un récord de 19 de las 22 carreras de la temporada pasada, fue el mejor de la sesión de la mañana con marca de un minuto y 32.548 segundos.

Charles Leclerc, de Ferrari, fue segundo, con Fernando Alonso tercero para Aston Martin y el último piloto a menos de un segundo de Verstappen. El australiano Oscar Piastri fue cuarto con McLaren.

La temporada comienza en Bahrein el 2 de marzo.

Aunque los tiempos de las pruebas no son muy significativos, ya que los equipos trabajan en sus propios programas con diferentes prioridades, el Red Bull RB20 parecía una evolución impresionante y agresiva del coche que ganó todas las carreras menos una el año pasado.

Verstappen se mostró sereno al volante mientras completaba 65 vueltas, más de una distancia de carrera en el circuito del desierto.

Horner, que ha negado las acusaciones de comportamiento inapropiado formuladas contra él por una empleada, asistió a las pruebas y dijo en el lanzamiento de la semana pasada que estaba trabajando con normalidad.

El piloto de Williams Alex Albon fue el único que experimentó un problema notable, parando su coche en pista a falta de 21 minutos para el final de la primera sesión.

Mercedes tenía a George Russell en el coche, cuyo alerón delantero llamó mucho la atención, y el británico rodó sexto.

Los equipos sólo tienen tres días de pruebas antes de que empiece la temporada la semana que viene.

Compartir
2024 © México Times. Reservados todos los derechos.