Ciudad de México. La jugadora de Tijuana Mónica Alvarado se quejó del arbitraje de Jesús Enrique Herrera al indicar que no señaló un codazo que le propinó la jugadora de Pumas Aerial Chavarin en la disputa por el balón, en el duelo del sábado correspondiente a la fecha nueve de la Liga Mx Femenil.

Alvarado mostró en redes sociales una imagen donde se ve su ojo izquierdo morado e inflamado por la agresión al tiempo que publicó un mensaje.

Después del codazo, le mostré al árbitro mi cara y, en vez de protegerme, me sacó una tarjeta amarilla. Algo tiene que cambiar. Los árbitros están ahí para protegernos y no me sentí protegida ayer (sábado)”, escribió en la red social X.

Como jugadora y persona, estoy frustrada en cómo nos tratan los árbitros en esta liga. Me siento completamente invisible, no escuchada y estoy cansada. Estoy cansada de que tengamos que quedarnos calladas siempre. Una vez más me siento no respetada como persona. Ya es suficiente”, agregó.

Aun con el moretón y el dolor por el golpe, Mónica Alvarado se mantuvo en la cancha durante el juego e incluso metió un gol en el empate 3-3 entre Pumas y Tijuana.

 

Compartir
2024 © México Times. Reservados todos los derechos.